Asakhira
Explorando territorios Patricia @révalo
Vamos siendo nuestra propia isla,
arriesgando leyendas
sobre los límites del mundo ...
                           Teresa Melo, Cuba


14.10.03  :: 20:29

Lucharán a dos de tres caídas...

cargadores, médicos, computólogos, fontaneros, repartidores, cocineros, taxistas, comisionistas, licenciados, empresarios, carpinteros, actores, cobradores y vendedores de seguros. Ora más recientemente, bloggers - ellos y ellas.

Considero que todos aquellos que ejercemos una profesión, oficio o afición, lo hacemos dividiéndonos, como en la lucha libre, entre jugadores rudos y técnicos.

Cuestión de táctica.

Los técnicos son limpios,
los rudos, mañosos.

El mundo dividido entre los buenazos y los malosos.
Los diurnos y los nocturnos.

Los técnicos organizan sistemáticamente sus actos para alcanzar los resultados con economía de esfuerzos,
los rudos, varian sus tácticas, se derrochan, explotan su arsenal detrás de los mismos resultados.

Arsenal que está conformado de conocimientos, habilidades, hábitos, facultades, voluntad y emociones, bajo dos modos distintos de dominio. Éste último en armonía con el temperamento del individuo.

Ocho son los temperamentos o tipos caracterológicos básicos, seis de los cuales he dividido en dos equipos. A los otros dos los he dejado en la banca.

De ambos bandos, los jugadores que tienen qué arriesgar,
y un porqué para el triunfo arriesgarán,
si osan, perder la máscara o la cabellera.

Anticipo, casi nadie presenta un temperamento puro, aunque sin lugar a dudas en todos prevalece un tipo dominante. Nada mejor que conocer el temperamento de colegas y contrapartes.

RUDOSTÉCNICOS

Colérico o Fogoso
Exaltado, precipitado, vital, animado, móvil, nunca monótono, avispado; aficionado a la novedad y la aventura, amante del riesgo, no cultiva recuerdos, superficial, versátil, rápido tanto para apasionarse como para apaciguarse.
No son aficionados a la vida familiar, no son reflexivos, no conocen a profundidad a los otros, aunque los utilicen, a veces inconscientemente.

Apasionado
Activo, tenaz, incisivo, constante y severo. De personas fuertemente ambiciosas, trabajadoras, infatigables, autoritarias, honradas.
Cuando deciden algo van por ello, no toman las cosas a la ligera, no permanecen insensibles ante nada, no son imprudentes.
Les gusta ejercer el poder y tener círculos de influencia. Amantes de la grandeza.
Rara vez rectifican, difícilmente perdonan una ofensa.

Nervioso
Siempre en movimiento, especulador, despierto, inteligente, creativo, emotivo, espontáneo, imaginativo, inconstante, impaciente, sobrio, austero. Con alta sensibilidad artística.
Ágil para decir la verdad a medias. Sabe que no cuenta consigo mismo.
Emprende su búsqueda sin estrategia previa. Sus logros nunca lo satisfacen. Varía del desaliento al optimismo y viceversa. Sus convicciones cambian, según el medio al que deba de adaptarse.

Sentimental
Delicado, sensible, afectivo, imaginativo, pesimista, susceptible, tímido, taciturno, absorto en sus meditaciones, capaz de súbitos arrebatos, idealista, busca fuertes emociones que lo saquen de sí mismo.
Enemigo de las innovaciones y de las mudanzas. Sufre doblemente la indiferencia o el menosprecio, le duele no ser aceptado en la medida que él ofrece. Es feliz solo.

Sanguíneo
Seguro, objetivo, observador, práctico, contento de sí mismo, ingenioso, con capacidad de improvisación, egoísta y burlón. Adaptable, rápido sin precipitación.
Vive en el presente entregado a la acción, olvida rápidamente y no se amarga la vida por escrúpulos. Ama la vida, las emociones fuertes. Se muestra desdeñoso de las costumbres establecidas, de las reglas, de las leyes pero observa escrupulosamente los reglamentos cuando éstos le sirven a sus propósitos.

Flemático
Pensador, observador, ordenado, dogmático, tolerante, templado, sereno, paciente, puntual, silencioso.
Respeta la libertad del otro, quien le interesa profundamente. No se deja influir ni apasionar. El único veraz y confiable. Ama sus recuerdos. Gusta de trabajar solo.
Desconoce la impulsividad, el desaliento, la inestabilidad, y la versatilidad. Se mantiene aferrado a su pasado y a su comodidad. Cuando se propone algo no hay quien lo disuada, aunque concede poca importancia al éxito. Fino sentido del humor, poco amigo de las chanzas.

LA BANCA

Amorfo
Sensual, egoísta, hedonista, lento, perezoso y vanidoso, manualmente habilidoso, buen seguidor, objetivo, monótono, inconmovible, inteligente y responsable. Hipócrita y venenoso.

Apático
Dócil, lento, rutinario, independiente, adaptable a todo porque nada le importa. Prudente, ahorrador hasta la avaricia, conservador. Serio, encerrado en su opinión.

Así es.
Al que es jugador le amedrenta quedarse varado en la banca.
¿Yo? Del lado de los rudos, por supuesto.

|

























Los Enlaces




Donde El Viento No Tiene Prisa



Donde Se Detuvo El Viento



Sitios de Información



Sitios para Ver, Leer
y Seguir Buscando



El Archivo



El Fondo



Servicio suministrado por FreeFind






Las Aguas

Blogs México
Bitacoras.com
Blogueratura.com



Licencia de Creative Commons
Esta obra está bajo una
licencia de Creative Commons.






[Powered by Blogger]
Weblog Commenting by HaloScan.com
Links
Shirin Neshat