Asakhira
Explorando territorios Patricia @révalo
Vamos siendo nuestra propia isla,
arriesgando leyendas
sobre los límites del mundo ...
                           Teresa Melo, Cuba


1.9.04  :: 19:19

Por azares del destino y por curiosa, alguna vez asistí a un congreso de Notarios. Alguno de los comentaristas tocaría el tema de la documentación electrónica.

Habló de que en el principio fue el monumento.

Con un monumento, un mojón de piedras, por ejemplo, se marcaban las propiedades. Con un monumento, seguimos indicando el sitio donde descansan los restos de nuestros familiares. Con un monumento, recordamos a los héroes, el sitio de las batallas y de las fechas históricas que dan origen a nuestras sociedades. Incluso cualquier casa, provista de un placa, la convertimos en monumento a los hijos favoritos de nuestras ciudades.

Pero un día el hombre inventó el documento y con él sustituyó al monumento como instrumento para dar fe y prestar testimonio histórico de los hechos. Esa fue una primera gran revolución, decía él, pues la forma de dar fe a posteridad había sido trasladada del mundo físico al simbólico gracias al surgimiento de la escritura; y aunque el medio siguiera siendo físico (papel), el documento presentaba como ventajas portabilidad y alcance.

Ahora se planteaba la sustitución del documento por el documento electrónico. Las ventajas que dicha sustitución traería como consecuencia serían, brindar a los testimonios el don de la perpetuidad electrónica y de la ubicuidad, y el no estar sujetos a los males del mundo tangible. Hasta aquí de aquella conferencia.

A mí aquella semblanza aún me mantiene fascinada. Pensé mucho aquello de que papelito habla.

Recientemente reflexioné nuevamente sobre el tema tras ver un documental sobre los faraones egipcios y el misterio de Akenatón, esposo de Nefertiti. Los egipcios tenían la costumbre de borrar de sus inscripciones los nombres de las personas y los sucesos que no hubieran sido gratos, y Akenatón sufrió ese condena. Su nombre fue borrado de la lista de los reyes de Egipto y de todo grabado donde fuera representado. Su historia fue el olvido.

Yo escribo para no olvidar.

A la pregunta de J.E.L. ¿Es la escritura un medio de comunicación? Y a Vesania que me dio pauta para pensar en el tema.

|

























Los Enlaces




Donde El Viento No Tiene Prisa



Donde Se Detuvo El Viento



Sitios de Información



Sitios para Ver, Leer
y Seguir Buscando



El Archivo



El Fondo



Servicio suministrado por FreeFind






Las Aguas

Blogs México
Bitacoras.com
Blogueratura.com



Licencia de Creative Commons
Esta obra está bajo una
licencia de Creative Commons.






[Powered by Blogger]
Weblog Commenting by HaloScan.com
Links
Shirin Neshat